Niños 27

La imaginación, el juguete más preciado

Ningún juguete o juego, puede reemplazar a la imaginación. Esta es vital para que los chicos se diviertan y disfruten, creando su propio mundo de fantasía. Sin necesidad de recurrir a las costosas “maravillas” que promociona la televisión.

Ningún juguete o juego, puede reemplazar a la imaginación. Esta es vital para que los chicos se diviertan y disfruten, creando su propio mundo de fantasía. Sin necesidad de recurrir a las costosas “maravillas” que promociona la televisión.

 

Los chicos no necesitan el juguete de moda para ser felices. Por más reclamo a grito pelado que hagan, simultáneamente, claro está, con cada anuncio comercial en la tele de esa “increíble e imperdible maravilla”, al que una tan pomposa cómo anónima voz exige enfáticamente: “pedíselo a tu Papá, se agota”.

Los chicos se entretienen con cualquier cosa: con bloques, cartas, autitos, muñecas, figuritas, animalitos de juguete, disfraces, soldaditos, bolitas… Sin embargo, lo más preciado, a la hora de jugar, es su imaginación, cosa que no se consigue en ninguna juguetería, sino que los chicos traen desde la panza de la madre. Nada la reemplaza. Ningún juguete. Ningún juego. La imaginación, echada a volar, es suficiente para entretenerse, para divertirse, para pasarla bien. Solo o con los hermanos, o con los amigos. Porque la imaginación acompaña y le da un plus al juguete más rudimentario, al juego más básico, y permite crear los escenarios más fantásticos de las aventuras más divertidas. La imaginación, le pone gracia a jugar con muñecas, al armado de una selva con los animales. La imaginación, por ejemplo, hace que un pañuelo cualquiera, anudado en la cabeza, y una regla, a modo de espada, conviertan al pequeño en un rudo pirata, y un par de almohadones, más una pizca de creatividad, pasen a ser su inexpugnable embarcación, terror de los corsarios y dueña de los siete mares. Y a partir de allí, infinitas historias surgirán de su genial cabecita. Conquistará naciones (otro cuarto), tomará rehenes (la hermanita o el primo menor), enfrentará a Barba Roja (su padre), y disfrutará en grande.

Sólo el llamado de su madre a bañarse, enérgico e impostergable, lo sacará de ese fascinante mundo creado por él y lo mandará de bruces contra la realidad. En este combate, contra el horario del baño, el pirata no tiene la más mínima posibilidad de salir victorioso. Ni si quiera con Barba Roja de su lado. El “pirata” se quejará, se enojará, pataleará, y sólo calmará su ira con la promesa fehaciente de volver a jugar al día siguiente. Y volver a crear ese mundo fascinante, surgido de su imaginación, sin rastros de esa “increíble e imperdible maravilla” que una voz promociona en la tele, exigiendo pedirlo ya.

De la redacción de tvcrecer.

Comentar

Registrate, Obtené Beneficios y ganá Premios

Registrate

Bienvenidos
a TvCrecer

¡Acompañando a la familia junto al Dr. Diego Montes de Oca!

Registrarse Ingresar al sitio

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“Hoy es un día perfecto para estar en familia ”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...