Familia 22

Consejos para mantener a raya a los chicos en los restaurantes

Una serie de consejos útiles para que la salida a comer con chicos sea placentera y no un caos.

Una serie de consejos útiles para que la salida a comer con chicos sea placentera y no un caos.

Por lo general, a los chicos, chicos (4, 5, 6 años, y un poco más también), les gusta salir a comer. Pero no aguantan una hora o dos, bien sentados, firmes y guardando la compostura. Al ratito de llegar, instalarse y picar algo de pan, desean bajarse de la silla y corretear. Esta es una de las razones por las que disfrutan tanto de los peloteros en los lugares de comidas rápidas, tanto o más que el muñequito que trae la cajita de la hamburguesa.

Sin embargo, en ocasiones, los mayores son acompañados por sus hijos y no es posible negociar el cambio de un restaurante más formal, por aquellos de autoservicio. Por lo tanto, TV Crecer entiende que es beneficioso brindarle a sus seguidores, una serie de consejos para la supervivencia de los locos bajitos en los restaurantes, recogidos, tras ardua investigación, de los más variados y recónditos sitios de internet.

Elegir un sitio más formal, pero donde los chicos puedan desenvolverse cómodamente. No se trata de ir siempre a comer a los sitios de comidas rápidas, sino de encontrar esos lugares preparados (y predispuestos) para recibir chicos. Donde los mozos  sean pacientes y, en vez de mirar severamente, ofrezcan una solución o al menos compadezcan a los padres.

Escoger una mesa lejos del tráfico de comensales y mozos. Hay que considerar que los chicos no aguantan mucho tiempo sentados, en posición de estatua, les gusta moverse y jugar en el piso. Un rincón del restaurante es un buen sitio, donde ellos pueden jugar sin riesgo a ser atropellados, pisados o bañados con una fuente de salsa o un plato de calamaretis.

Llevar un bolso con cosas para entretenerlos. Es muy recomendable tener  siempre preparado un equipo de supervivencia para salas de espera, restaurantes, lugares de trámites y demás situaciones en las cuales uno o una necesite mantener a tus hijos bajo el efecto hipnótico de los juguetes. Se aconseja llevar hojas en blanco y lápices, libritos, y autitos o muñecos de plástico. No dárselos todos a la vez, dosificar.

Antes que nada, pedir la comida de los niños. En cuanto se asome la moza o el mozo, para acercar el pan y los cubiertos, aprovechar para encargar los platos para los pequeños. Los restaurantes suelen demorar y los chicos se aburren (y se ponen fastidiosos) si tienen que esperar mucho tiempo. Incluso, se llenan de pan y después no comen lo pedido.

Tener cuidado con los platos calientes. Los chicos suelen tocar todo y no resisten la tentación de tocar el plato recién depositado en la mesa, el cual está siempre caliente. Advertirlo, para no sufrir consecuencias. O colocarlo en un extremo de la mesa, hasta que se enfríe.

Armarse de paciencia. Fundamental para pasar una velada agradable, en paz y con todos contentos, sin rabietas, enojos ni promesas de no salir nunca más a comer afuera.

De la redacción de tvcrecer

 

Comentar

Registrate, Obtené Beneficios y ganá Premios

Registrate

Bienvenidos
a TvCrecer

¡Acompañando a la familia junto al Dr. Diego Montes de Oca!

Registrarse Ingresar al sitio

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“Hoy es un día perfecto para estar en familia ”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...